OZARK un retiro en Missouri

La serie que podemos disfrutar en Netflix y que acaba de estrenar su tercera temporada, nos muestra la evolución de la familia Byrde. Ozark es una zona de vacaciones, un retiro en Missouri, que esconde mucho más que casas de lujo y “paletos” de la América profunda.

Jason Bateman y Laura Linney son Marty y Wendy Byrde. Una matrimonio, con dos hijos adolescentes, de Chicago que termina regentando algunos negocios en esos lagos del estado de Misouri con el único propósito de blanquear el dinero de un cartel mexicano.

Ozark es mucho más que un placentero retiro en Missouri. Es un entramado de intereses criminales, políticos, personales y policiales.

Los personajes van cambiando sus puntos de vista según se complican sus vidas. Incluso la de los personajes más jóvenes, entre los que destaca la actriz Julia Garner.

Ozark es un retiro obligado en Missouri para una familia que, en una gran ciudad como Chicago, disfrutaba de una aparente vida normal y burguesa.

Pero es en Ozark donde se descubre su verdadera naturaleza. Allí cada uno de ellos descubre sus talentos y fortalezas.

Podemos disfrutar de esta tercera temporada que nos lleva todavía más allá de los límites de las dos anteriores. Más giros, más violencia, más personajes decididos a implicarse en situaciones extremas.

Todos creen controlar sus vidas y las de otros pero, en realidad, nadie controla nada. Una simple coincidencia, una inesperada visita familiar, un paso en falso y todos los planes saltan por los aires.

Desconfianza entre los miembros de una familia (la real y la mafiosa), las traiciones y las adhesiones inquebrantables.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *