Jurassic World Dominion: A La Tercera

En la tercera parte de la segunda franquicia que sigue la estela de la original de 1993, siguiendo la estela de la primera secuela estrenada en el 2015 en la cual Colin Trevorrow fue el encargado de reiniciar la franquicia y la carrera de Chris Pratt (junto con Guardianes de la Galaxia) como gran estrella de acción cómica. Basta decir que Jurassic World Dominion intenta traer el mojo que Pratt desprendía en aquellos años, el cual se ha perdido por el camino pero no hablemos de resucitar al cast de la película original: Ellie (Laura Dern), Dr Alan (Sam Neill) y el Dr. Ian Malcolm (Jeff Goldblum). Los «legacy characters» parecen tan perdidos en la trama que ni ellos mismos se ubican en ella, ya ni hablar de la química que han perdido en todos estos años y el conflicto personal de Alan con los hijos. Lo mejor que puede hacer el personaje de Jeff Goldblum (que había sido de lo mejor de Jurassic World Fallen Kingdom) es dar su punto de vista llevándose el chascarrillo fácil al terreno del humor sarcástico tal y como lo hace presentando su última serie en Disney +.

En la anterior película realizada por el director patrio actualmente más respetado en Hollywood: J.A. Bayona se presentaba un mundo tal y como nunca lo habíamos conocíamos, nuestro mundo se ha convertido en un mundo prehistórico gobernado por bestias prehistóricas.

Dejando constancia de una idea (cada vez menos) descabellada: la coexistencia entre dinosaurios y humanos. La secuencia de apertura de Jurassic World Dominion es de un asombro digital digno de La tormenta perfecta (2000) en su día seguida por una breve introducción (innecesaria) de lo que está ocurriendo en todo el planeta. El planeta Tierra se ha convertido en la isla Nublar, apta para el habitat de los nuevos dinosaurios modificados genéticamente. Ni hablar de las metáforas sobre el cambio climático y las plagas de langostas gigantes. Lewis Dodgson (Campbell Scott) es el nuevo villano cuyo plan es soltar una plaga a nivel mundial para poner en marcha un nuevo orden.

Jurassic World Dominion

Las dos tramas principales se unen en un punto, las instalaciones de BioSyn en Malta. Desde el desarrollo de clones de la tercera entrega nunca se había visto semejante despropósito: ¿Crear dinos como arma fatal? ¿Un nuevo orden mundial monopolizado por las semillas de BioSyn? ¿Un villano cuyo arco de motivación no está definida?

Pero no todo es un pantano de preguntas sin respuestas es esta Jurassic World Dominion. y las múltiples referencias, como la muerte del villano de la primera entrega dirigida por Spielberg se hará notar por su público más fan: desde la antorcha (bengala que intentaba distraer al T-Rex de la primera) pasando por el Deus Ex-Machina que conecta los dos dinosaurios más espectaculares (Giganthosaurus y ) con hasta los dilophosaurus.

Persecuciones por Malta a lo Rápidos y furiosos (2001), emplazamientos únicos y resorts turísticos que no hacen de Jurassic World Dominion más que encasillarla como producto desechable a largo plazo y catalogarla como una guía de viajes por todo el mundo

A esta saga le vendría bien fosilizarse como a los propios dinosaurios de una vez.

Eduardo F. Gómez

Enamorao del Séptimo arte. Chaplin, Fellini y Wilder son mis padres cinematográficos. Si no has visto "El Apartamento" (1960) jamás haremos match en Tinder.

Eduardo F. Gómez has 7 posts and counting. See all posts by Eduardo F. Gómez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.